13 abril 2024

Lincoln: Se complicó la situación de Serenal y podría ir a juicio oral

El jefe comunal y dirigente de Juntos fue denunciado por Micaela Fernández luego de que este la acusara de ser testaferro del exintendente Jorge Fernández.

En las últimas horas, hubo novedades respecto a la suerte judicial del intendente de Lincoln, Salvador Serenal. Es que, el dirigente de Juntos atraviesa una denuncia por calumnias, y daños y perjuicios contra Micaela Fernández.

“Serenal deberá enfrentar un juicio oral como cualquier ciudadano”, explicó el abogado Humberto Pastor, quien defiende a Micaela Fernández. Sin embargo, pese a que el Intendente afirmó públicamente que no tenía ningún problema en ir a juicio, interpuso recurso de casación y, por vía de queja, llegó al Máximo Tribunal Penal Provincial.

El Tribunal de Casación confirmó la decisión de la Excma. Cámara que había revocado lo resuelto por el titular del Juzgado Correccional Nº 1 y el fallo quedó firme.

En consecuencia, regresada la causa a primera instancia, el Dr. Héctor Alberto Barbera se excusó de continuar interviniendo por haber emitido opinión y remitió la causa a la Secretaría de Gestión de Audiencias del Fuero Penal para que se sortee el nuevo juez que tendrá a su cargo la tramitación del juicio respectivo.

Así, la causa irá al Juzgado Correccional Nº 2 y, en razón de estar vacante, habrá que aguardar el sorteo respectivo de quien deberá proveer las pruebas y fijar fecha de debate oral. Cabe recordar que se acusa al intendente del delito de “Calumnias” y se lo ha demandado por “Daños y Perjuicios”.

En concret, Serenal denunció a Jorge Abel Fernández por enriquecimiento ilícito y entre los hechos imputados –en el único debidamente individualizado– denunció a Micaela Fernández como ‘testaferro’ de su padre.

Según el dirigente de Juntos, la hija del exintendente incurrió en un delito luego de que se escriture a su nombre la propiedad sita en avenida Alem Nº 640 de Lincoln. Incluso, según Serenal, la misma había sido adquirida mediante el desvío de fondos municipales durante sus gestiones al frente del Municipio de Lincoln, desde el 2003 al 2015. Es decir, Jorge Fernández se enriqueció ilegalmente y para disimular esos ingresos fraudulentos puso el bien a nombre de su hija.

Sin embargo, se trata del inmueble donde vivió siempre la familia. Fue adquirido por los cónyuges Jorge Abel Fernández y Sonia Palumbo al señor Jorge Klimberg, el 4 de enero de 1993, y, tras el divorcio de la pareja en el año 2006, el bien se asignó a la esposa.

Como había sido su intención poner el bien a nombre de sus hijos y el 26 de septiembre del 2007 había fallecido Juan Cruz Fernández en un accidente automotor, en el año 2011 había dispuesto que se escriturara esa propiedad a nombre de la hija Micaela, con reserva de usufructo vitalicio a su favor.

Por ello, y la acusación de Serenal, Micaela Fernández inició una querella por calumnias y, conjuntamente, una acción de daños y perjuicios contra el alcalde de Juntos quien opuso reparos formales, tratando de responsabilizar al Municipio. Así, agotada la faz recursiva, tal y como afirmó el letrado hace casi dos años, todo indica que Serenal deberá enfrentar un juicio oral sospechado de haber violado la ley.

Más leídas
Más relacionadas