07 octubre 2022

Cuántos días necesita trabajar un argentino para comprar el iPhone 13

Suiza, Estados Unidos y Australia encabezan la lista de países en las que se destinan menor cantidad de jornadas laborales para acceder al dispositivo.

 

Es sabido que los artefactos tecnológicos de Apple son uno de los más requeridos por los argentinos. Si bien son conocidos por su excelencia también resuenan en el mercado por sus altos precios para la venta en el país. En ese sentido, un estudio reveló que quien gane un salario promedio y desea acceder al último modelo de smartphones de la marca de la manzanita, el iPhone 13, deberá trabajar al menos 169,4 días en la Argentina; casi seis meses, aproximadamente.

La investigación fue llevada a cabo por Picodi, una plataforma global de eCommerce, que elaboró un ranking en el que incluyó a 79 países y mide cuántas jornadas laborales son necesarias -en relación al salario promedio de los habitantes- para comprar un iPhone de último modelo.

“Son 14 modelos, pero el Pro de 128 Gb tendrá un costo de $ 335.000 y es de los más baratos”, dice Diego Kravetz, propietario de Mc Station, uno de los distribuidores autorizados de la marca. Esto, con relación a los $ 44.809 de ingresos brutos en promedio (según los datos del INDEC), ubica a la Argentina en lo más alto del ranking.

Por su parte, quienes vivan en Suiza solamente necesitan trabajar 4,4 días para comprarlo. En Estados Unidos, 5,9; en Australia, 6,4; y en Canadá, 8 días.

 

En el otro extremo, pero todavía por delante de la Argentina, aquellos que trabajen en Indonesia requerirán trabajar 142 días según los ingresos promedio, República Dominicana (112,9 días), Perú (99) y Paraguay (97,8).

En los Estados Unidos, el iPhone 13 Pro de 128 Gb se vende en US$ 1.100 mientras que en nuestro país, al tipo de cambio oficial, costará US$ 3.100, casi el triple.

Kravetz, de Mc Station, señala que el precio del smartphone de Apple es tan alto por la carga de impuestos, recargada en este caso ya que no se ensamblan localmente.

Entre los gravámenes que perciben se encuentran los impuestos internos (31%), IVA (21%), arancel de importación (16%), Ganancias (6%) e ingresos brutos (3%). “Vender iPhones no es negocio”, remarca Kravetz.

“Que un iPhone sea caro no debería sorprender por varios motivos. Por un lado, tiene que ver con la política que privilegia la producción local. Y por otro, el nivel de ingresos de los argentinos está bajo”, interpreta el consultor especializado Enrique Carrier.

Más leídas
Más relacionadas