24 junio 2024

Cumbre del PRO bonaerense para analizar candidaturas y estrategias

La mesa provincial del partido citó a los popes amarillos de PBA para el próximo viernes en la Séptima. La cita será en Olavarría, donde pondrán sobre el tapete el mecanismo para elegir candidatos, el peso de la contienda nacional nacional y puja interna con la UCR.

En pleno verano, si algo no se toma vacaciones es la política. Menos aún, en pleno año electoral. Y si hay una jurisdicción que será disputada voto a voto hasta el final, será la provincia de Buenos Aires, que siempre suele ser el termómetro de la elección. No es para menos, se dirime allí el 40% del padrón total del país.

Por este motivo, una de las principales fuerzas opositoras no quiere ceder terreno. Se trata del PRO, que es sin dudas el espacio más activo en este año con múltiples citas con las urnas. A la fecha, los amarillos tienen 3 candidatos presidenciales recorriendo el país -y un cuarto en boxes- y cinco aspirantes a gobernar territorio bonaerense. Ahora, hay que alinear y ordenar a la tropa, o al menos intentarlo.

En este sentido, los miembros de la mesa de conducción del espacio en la provincia de Buenos Aires comenzaron a enviar la convocatoria a una reunión, que será el próximo viernes 3 de febrero en Olavarría. Allí se darán cita legisladores, intendentes y algunos referentes bonaerenses bajo el mote de “los sin tierra”.

Quien hará las veces de anfitrión será el intendente Ezequiel Galli, hombre que responde al expresidente Mauricio Macri. Precisamente, una de las claves de la discusión pasara por esa dependencia de los referentes nacionales. Sucede que gran parte de la puja de la cúpula del PRO se dirime en PBA con los distintos candidatos. En el fondo, en la provincia también se juega la pelea entre el jefe de Gobierno porteño Horacio Rodríguez Larreta y la mandamás amarilla, Patricia Bullrich. Macri, por ahora, espera agazapado.

Cabe recordar que hasta el momento se anotaron para gobernar la provincia Diego Santilli -hombre del jefe de Gobierno porteño-; Cristian Ritondo, referenciado en María Eugenia Vidal; Néstor Grindetti (cercano a Mauricio Macri); Diego Valenzuela (cercano a Larreta); Javier Iguacel y Joaquín De la Torre (apadrinados por Bullrich).

Así las cosas, el plato fuerte de la cumbre será comenzar a discutir los mecanismos para disputar los espacios disponibles, con el objetivo de que haya un solo postulante para la gobernación. ¿Las opciones? Una interna en el seno del PRO, una encuesta que mida al mejor posicionado (la actual) y una tercera carta, que requiere consenso con sus principales socios de la alianza: la fórmula cruzada.

Es preciso señalar que el radicalismo lanzó días atrás la precandidatura a la gobernación del titular del Comité Provincia, Maximiliano Abad, alfil de Facundo Manes en PBA. También está en carrera el intendente de San Isidro, Gustavo Posse, apadrinado por el senador Martín Lousteau, aunque el alcalde siempre mantiene su propio juego.

Incluso algunos especulan con fórmula combinada en la provincia aún cuando no haya acuerdo a nivel nacional y se defina la historia en las PASO. En los municipios hay acuerdo tácito para que no haya interna en los distritos que gobierna el PRO, e ir a fondo por los municipios en los que manda un radical.

Más leídas
Más relacionadas